¿Cómo saber si tu gato necesita una operación bikini?

Se calcula que un 25% de los gatos domésticos tienen sobrepeso en España. Un dato preocupante que los dueños tienen que ver no cómo una cuestión estética sino como una enfermedad que debe ser tratada para evitar problemas cardiacos, respiratorios o reproductivos en sus mascotas.

Pero, ¿cómo saber si nuestra mascota es obesa? Barkibu, portal líder de consultas veterinarias online, recomienda fijarnos en si nuestro gato respira con dificultad aun cuando apenas realiza ejercicio físico ya que si es así significa que pesa demasiado y que realizar cualquier movimiento le cuesta más que antes. Otra manera de detectar el sobrepeso es palpar las costillas de nuestro gato para sentir si se notan o no, en el caso de que no las notemos posiblemente estemos ante un caso de sobrepeso. Por último, otra forma en la que podrías descubrir la posible obesidad de tu gato es si tiene “vientre de péndulo” observando su abdomen para ver si en la zona inferior se le ha acumulado grasa.

Si tu gato pesa más de 6 kilos posiblemente tenga sobrepeso y sea hora de empezar con su propia operación bikini. Para ello, debes cambiar inmediatamente la alimentación de tu mascota. Se acabó mezclarle su pienso con comida casera y el exceso de premios. Debes darle una alimentación adecuada para su edad, actividad y peso. Y, una recomendación, no te fíes de los productos ‘light’, al igual que nos pasa a nosotros, si das a tu gato productos light pero no realiza ejercicio físico no conseguirá adelgazar.

El objetivo es que nuestro felino no supere su peso en un 15% porque es a partir de ahí cuando empezamos a hablar de obesidad. Barkibu ha detectado que las preguntas sobre nutrición han ido creciendo progresivamente desde hace un año en el portal web lo que pone de manifiesto “las dudas que tienen muchos dueños con respecto a la alimentación de sus mascotas ya que dependiendo de la edad, la actividad que realice y la raza puede variar mucho”.

Algunos estudios aseguran que el 45% de las mascotas obesas reflejan el sobrepeso de sus dueños y eso en un país como España, donde una persona de cada seis es obesa, implica hacer un esfuerzo extra para evitar que nuestros animales sufran las consecuencias de una mala alimentación y tener que repetir cada año la operación bikini.