Qué revela el estado de tu ropa sobre ti

Existen muchos estudios que hablan sobre qué dice la ropa de uno mismo, sobre todo, según los colores que vestimos o el tipo de ropa que usamos. Sin embargo, hasta ahora, nadie ha analizado qué dice de nosotros el estado de nuestras prendas, por ello, desde Mr Jeff, app de lavandería y tintorería a domicilio, explican las consecuencias de no cuidar la ropa. “Es habitual tener pequeños descuidos a la hora de hacer la colada y, en muchas ocasiones, por desconocimiento o falta de tiempo no solemos prestar la atención necesaria en la limpieza  de nuestras prendas y eso repercute de forma directa en la imagen que proyectamos a los demás”, explica Eloi Gómez, CEO de Mr Jeff.

Según la app de tintorería y lavandería a domicilio esto es lo que el estado de nuestras prendas dice de nosotros:

Ropa arrugada: es el descuido más habitual, o bien por falta de tiempo o por pereza, tendemos a planchar de forma incorrecta nuestras camisas, pantalones o vestidos. Las arrugas en la ropa suelen ser propias de personas desordenadas y desorganizadas. Desde Mr Jeff explican por qué solemos descuidar esta actividad doméstica “Planchar prendas de confección más elaborada o telas delicadas que requieren una técnica y una temperatura adecuada, convierten la plancha en una de las tareas domésticas más complicadas”.

Manchas en la ropa: al hacer la colada, muchas veces, nos encontramos con pequeñas manchas que no apreciamos en casa pero que se ven en cuanto nos exponemos a la luz del día. Las manchas significan suciedad y, en consecuencia, se vinculan directamente a la persona; una camisa, pantalón o chaqueta manchados, en general, dan mala imagen de uno mismo, de persona descuidada y sucia. Desde Mr Jeff recomiendan tratar las manchas más difíciles antes de poner la lavadora para así eliminarlas con mayor facilidad y eficacia. 

Prendas desteñidas: las prisas y la falta de atención cuando ponemos la lavadora nos han jugado una mala pasada a más de uno. Tendemos a lavar la ropa a temperaturas incorrectas y mezclando colores. Vestir con prendas desteñidas denota dejadez y despreocupación de la persona por tener un buen aspecto, y puede extrapolarse a otros aspectos de su vida.

Talla incorrecta: como en el caso anterior, por falta de atención a las indicaciones de lavado, a más de uno nos ha pasado que con el centrifugado o la temperatura errónea ha encogido la ropa pero aun así tratamos de aprovecharla. Sin embargo llevar una talla que no es la tuya sea más grande o más pequeña de la cuenta, se convierte en un claro indicador de que esa persona carece de disciplina y no se interesa por los detalles.

Prendas rotas: un botón que cuelga, un roto en el pantalón o, incluso, llevar alguna prenda descosida son detalles propios  de una persona con falta de responsabilidad y de saber estar. “Muchos de estos desperfectos se producen durante la colada porque no seguimos las instrucciones de limpieza: separar, lavar del revés, abrochar cremalleras, etc.”, explican desde Mr Jeff.

Existen situaciones en las que el estado de nuestra ropa es clave y da mucha información de nosotros, por ejemplo, una entrevista de trabajo “además de ir correctamente vestidos es clave que el estado de la ropa sea óptimo. Si vamos con el estilo adecuado pero con prendas sucias o mal planchadas no sirve de nada”¸ explican desde Mr Jeff. Por ello, concluyen “la ropa es nuestra carta de presentación y da mucha información sobre nosotros, por ello es importante tanto saber elegirla cómo saber llevarla”.